Prospectos de
minerales metalíferos

bulletZona Cura Mallin

 

> Depósitos y mineralizaciones reconocidos que circundan la zona

> Potencialidad y posibilidades prospectivas del área

> Referencias bibliográficas

 

bulletAntecedentes mineros y geológicos de la zona

En el área se localiza un grupo de propiedades de Minera Cordillera del Viento integrado por minas de plomo, baritina y cobre.  Entre ellas la de mayor renombre  es sin dudas  la mina Arroyo Nuevo, importante depósito mantiforme  de baritina que por sus espesores y alta pureza  ha sido durante mucho tiempo objeto de numerosos estudios e investigaciones, a la par que uno de los principales proveedores de baritina en el  mercado regional y nacional durante más de 30 años.  Cabe destacar  que previo al descubrimiento de este depósito y desde fines del siglo XIX y la primera década del subsiguiente la zona fue juntamente con la de Milla Michicó  epicentro de la minería del oro en el norte neuquino. Aluviones auríferos y gran cantidad de vetas reunió el grueso de la actividad minera en esta comarca durante los primeros años del 1900. Al parecer los aluviones de mejor rendimiento fueron los que se explotaron en los arroyos Milla Michicó, Nuevo, Cura Mallín, La Trasquila, Atrauquito y Manzano, en los que se reportaron en algunos casos recuperaciones medias diarias de 2 gramos por minero (Stoll,1957).

Años más tarde, y agotados parcialmente los depósitos aluvionales del área,  el descubrimiento de nuevas vetas en la zona de Huingancó y Cerro de las Minas en Andacollo  trasladó y concentró la explotación aurífera en esos parajes, la que se mantuvo con moderado esplendor hasta mediados de 1957 luego de lo cual  comenzó a declinar.

Merece también recordar  que durante la realización del denominado Plan Cordillerano Centro (1962-1968)  la Dirección General de Fabricaciones Militares detectó en el área Los Maitenes –El Salvaje, apenas  unos 4 km al noroeste de Cura Mallín, un conjunto de evidencias geológicas que corresponderían  a una mineralización diseminada de cobre. En virtud  de ello estableció allí el Area de Reserva Minera Nº 55, con una superficie aproximada de 52 km², iniciando en el sector las tareas de exploración orientadas a la búsqueda de un yacimiento de esas características. Aún cuando  aquellas no condujeron  en su momento a definir los límites del depósito, confirmaron la presencia de la mineralización diseminada y  la información geológica obtenida sirvió de guía para que numerosas empresas realizaran más tarde, en distintos sitios de la comarca nuevos trabajos exploratorios. En algunos casos éstos llegaron a detectar nuevos blancos prospectivos  o importantes evidencias de nuevas mineralizaciones, tanto vetiformes como diseminadas  especialmente de oro y plata.

En una de las últimas revisiones  llevadas a cabo por la misión técnica japonesa JICA y la  Subsecretaría de Minería de la Nación sobre el estado de situación de áreas y prospectos mineros de interés para su promoción y desarrollo en la zona cordillerana patagónica, (JICA, S,M.N, 2000) ,  fue incluído el Distrito Andacollo y dentro del mismo se incorpora como zona de interés la de Arroyo Nuevo.

En el informe referido se evalúa a  la zona como de  alto potencial, razón por la que la misión Japonesa recomienda no incluirla dentro de una segunda fase de  estudios complementarios para aseverar tal condición.
“In this disctrict mining activities by private companies is on-going and high potenciality has been already proven.. With consideration given to the purpose of this survey that new promising areas should be extracted, it si judged that this district is not necessary to be included in the Phase 2 survey”. (pp 251. JICA,SMN,2000).

 

Imagen

Esquema geológico y ubicación de los puntos de muestreo en el Distrito Andacollo. (JICA,2000)

 

 

Imagen

Imagen

 
© 2010 MINERA CORDILLERA DEL VIENTO ® · Todos los derechos reservados